abril 25, 2017

Energias Renovables

 

Debido a la demanda creciente de asesoramiento especializado, hemos creado el Departamento de Bioingeniería, cuyo objetivo es ofrecer soluciones tecnológicas a diversas situaciones planteadas por los actores del sector lácteo. Se enfocará fundamentalmente en tecnologías disruptivas (membranas, electrodiálisis) y en la obtención de subproductos a partir de los deshechos de los procesos productivos. El nuevo Departamento ya ha desarrollado una planta de biogás modular, versátil, ecológica y escalable.

Se trata de una planta versátil y modular que puede adaptarse a todo tipo de residuo orgánico. Su diseño permite estudiar las diferentes etapas presentes en la fermentación anaeróbica con el objetivo de identificar las condiciones óptimas y los rangos de oscilación de las variables que afectan la digestión anaeróbica para obtener una optimización en la generación de biogás y obtener como producto secundario del proceso biofertilizante.

A través del nuevo Departamento, y en pos de la generación de nuevas fuentes de energía renovable que reduzcan la alta dependencia de los combustibles fósiles como fuente primaria para la generación de energía, la empresa desarrolló y puso en marcha una planta piloto modular de producción de biogás.
Al ser escalable, permite ser ofrecida como planta llave en mano para distintos volúmenes de proceso a establecimientos agropecuarios y ganaderos, así como también a empresas y hogares rurales. El biogás puede ser empleado para la producción de calor o vapor (energía térmica), para la producción de electricidad empleando un generador, o como combustible para vehículos. El biofertilizante obtenido (rico en fósforo, potasio y nitrógeno) es un líquido homogéneo estable, dado que sufrió una degradación anaeróbica. Las ventajas principales frente a otras propuestas ecológicas son su versatilidad y modularidad, lo que permite comenzar con una planta de baja escala productiva, para luego ir agregando más capacidad. Otro punto importante es la adaptación a los distintos tipos de residuos orgánicos. Todo esto se traduce en beneficios económicos, ambientales y energéticos. La inversión en infraestructura y equipamiento es amortizable en un período de tiempo relativamente corto en comparación con otro tipo de propuestas ecológicas.